Leoncitos Cariñositos
Sindrome de Asperger

Caracteristicas del Adulto

Características del comportamiento de los adultos con autismo

Escrito por Marie Cheour | Traducción Jane Doe

Los trastornos del espectro autista son un grupo de desórdenes del neurodesarrollo que afectan a las funciones cerebrales superiores. El autismo se vuelve manifiesto antes de los tres años cuando los impedimentos comienzan a afectar a múltiples áreas en la vida de una persona, dice la Red de Monitoreo del Autismo y Discapacidades del Desarrollo. Los problemas característicos que los individuos autistas sufren son aquellos que se encuentran en sus relaciones sociales y su lengua. Los comportamiento repetitivos son también muy típicos de la gente autista.

Relaciones sociales

Un adulto autista rara vez busca contacto con otra gente. Por lo tanto, es probable que tenga pocos amigos, si los tiene. Incluso cuando está en contacto con otros, típicamente lo hace para obtener algo. Por ejemplo, puede pedirle a una persona que cocine para él. Es bastante típico de su parte no mostrar empatía, y puede parecer frío o distante a otras personas. No toma en cuenta qué tipo de temas puede interesar a otra gente, pero continúa hablando acerca de algo que le interesa cuando se involucra en conversaciones. Un adulto autista a menudo evita el contacto visual, haciendo que le sea difícil funcionar en sociedad, dice del doctor M. L. Spezio en un estudio publicado en Neuropsychologia en enero del 2007.

Comportamientos repetitivos

Los comportamientos restringidos y repetitivos se refieren a un grupo heterogéneo de comportamientos, variando desde los movimientos corporales repetitivos a síntomas más cognitivos, tales como un interés intenso en ciertos temas. Este tipo de comportamientos son comunes tanto en niños como en adultos con autismo, pero tiende a volverse menos frecuente con la edad, de acuerdo a la doctora Anna J. Esbensen y sus colegas en un estudio publicado en el Journal of Autism Developmental Disorders en enero del 2009. Sin embargo, otra gente es típicamente más tolerante hacia el comportamiento extraño exhibido por niños que por adultos. Por lo tanto, un adulto autista tiende a meterse en problemas y situaciones que no es capaz de manejar. Desafortunadamente, la frecuencia de comportamiento auto-dañino y compulsivo entre los adultos autistas es el mismo que entre los niños autistas, dice la doctora Esbensen.

Intolerantes hacia el cambio

A un paciente autista típicamente le desagrada el cambio. Disfruta comer el mismo tipo de comida, le gusta vivir en el mismo departamento y desea tener el mismo corte de cabello cada día. Es probable que cualquier cambio en su rutina diaria lo moleste y lo ponga nervioso. A medida que la persona autista crece, se volverá aún más intolerante hacia los cambios, dice la doctora Esbensen. Esta es la razón por la que cualquier cambio en el ambiente de una persona autista debería serle presentado de manera muy lenta, dando suficiente tiempo para que se adapte.